60.000 euros para mantener todas las farolas encendidas

16 diciembre, 2015Por: Carlos López

0
Tiempo de lectura: 2 minutos

El Ayuntamiento de Xàbia adjudicó hace unos días el contrato para el mantenimiento del alumbrado público a una empresa local por un importe de 59.200 euros por un año. Un contrato que no se podrá porrogar.

Según la documentación que se encuentra en la web del Consistorio, la adjudicataria fue la única que presentó una oferta y por ello el precio final se haya rebajado en escasos 800 euros, desde los 60.000 euros sin IVA que era lo máximo que el Ayuntamiento quería abonar por el servicio.

El alumbrado público supone un gasto de 689.000 euros anuales

La empresa deberá encargarse del mantenimiento de un total de 164 contratos de luz y sus respectivas luminarias repartidas por todo el término municipal de Xàbia, no así, del pago de las facturas del alumbrado que corresponde al Ayuntamiento, unos 689.000 euros.

Pero también de los tres juegos de semáforos que hay, que están en la avenida Fernando de Rojas (la de entrada a Xàbia), uno a altura de la calle Ramón Llidó, otro en el Camí Tapies y otro en la calle de David Ferrer,( rodeando el colegio Trenc d’Alba).

[quote font_size=»14″ bgcolor=»#e7deea» align=»left»]  QUÉ DEBE HACER LA EMPRESA 

1.- Control del encendido y apagado del Alumbrado Público.
2.- Control energético.
3.- Mantenimiento del conjunto de instalaciones.
4.- Servicio de guardia.
5.- Administración del servicio

[/quote] Resolver averías en 24 horas y disponible siempre

Otra de las cuestiones que recoge el contrato es que la empresa deberá reparar en el plazo de 24 horas las averías, y añade “si ello no fuera posible el adjudicatario presentará un parte en el que se hará constar la naturaleza de la avería y el plazo previsto para su reparación”.

Además, si la avería afecta a “varios puntos de luz” y se estima que el plazo de reparación “es superior a dos noches, el Ayuntamiento podrá exigir al adjudicatario una instalación provisional de alumbrado”.

En otra de las partes del contrato, se recoge la obligación del empresario de estar “permanentemente de guardia” para atender las reparaciones y remarca “incluso domingos y días festivos durante 24 horas”. Y le obliga a tener un teléfono con contestador automático “para recibir, avisos, instrucciones”, así como a llevar un registro de los avisos y la hora a la que se ha recibido.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.