Construyendo al límite de la naturaleza

25 junio, 2015Por: Carlos López

0

La calle l’Illa, en el Portitxol, atesora uno de los últimos rincones vírgenes de la costa de Xàbia, una calle que ha vivido la transformación en los últimos años, donde han proliferado amparadas por el Plan General de Ordenación urbana de 1990, unas viviendas espectaculares y dignas de aparecer en una revista de decoración. Poco a poco, las parcelas se han ido transformado en mansiones de lujo y en todo el trazado de la calle, ya solo queda una libre. Más adelante, poco antes de la Cruz del Portitxol, el terreno que separa la calle con el mar, está considerado también suelo urbano, pero por ahora parece alejado de cualquier proyecto urbanístico.

casaILla06_grua
Las plumas se pueden ver desde toda la bahía de Xàbia. La primera es de la casa que visitamos, la segunda de otra en obras en la misma calle. Imagen captada desde el Montañar

Una de las últimas parcelas en obras es un proyecto que desarrolla Singular Studio, un despacho de arquitectos de Xàbia, que se ha encargado entre muchas otras del proyecto de la biblioteca-centro social de Duanes o del programa de asfaltado que durante los últimos meses ha ejecutado el ayuntamiento y en los tres núcleos urbanos y en zonas del extrarradio incluido calles como Mimosa o Rossinyol, cuyos vecinos no recordaban desde cuando reclamaban su mejora.

Hoy, XAD ha acompañado a uno de los arquitectos del despacho Singular Studio en su visita a la obra,  el proyecto lo ha bautizado como CR_House. Está en la esquina de la calle l’Illa junto a la Casa Sardinera de un conocido arquitecto y otra vivienda que también se ha construido en los últimos cinco años.

La complejidad de la construcción de esta vivienda, explica José Moragues responsable del proyecto, radica en la forma de la parcela. Está en curva, en pendiente, “es como una vaguada”. Ese -comenta- fue “el primer problema” y de hecho el estudio hubo de contratar dos estudios geotécnicos para poder iniciar los trabajos de construcción, los cimientos están situados cada uno a una cota diferente. A un lado la montaña al otro lado el paraíso.

casaILla_Definitivo
Aspecto que tendrá la vivienda una vez concluya

Según el arquitecto, el proyecto ha sido concebido para que la vivienda “no sea una barrera que impida ver las vistas”, de hecho, asegura que desde la calle se podrá ver el mar sin ningún problema “y solo se verá el techo de la casa”. Una situación que sucede en algunas de las propiedades que lindan con esta.

Durante la visita, Moragues explica como será la vivienda, con grandes cristaleras en todo el frontal que da al mar y con muros de hormigón armado ‘cara vista’, -lo que se verá como pared es el hormigón-. Desde la cocina, el salón, el baño y la habitación se podrá ver las vistas desde el cabo de San Antonio al cap Prim. Además, contará con una terraza, un pequeño solarium y una piscina desbordante que invita a adentrarse en el fondo marino.

casaILla04
Las tuberías azul y roja instaladas en el forjado que en los próximos días se rellanará con hormigón

El arquitecto detalla que los muros de hormigón son el acabado definitivo lo cual “ha obligado al constructor a adquirir paneles nuevos para utilizarlos en esta obra”. Esto supone que “no haya restos de ningún tipo ni marcas”, además una vez se haya concluido todo el vertido del hormigón las partes que se ven “se pulirán” para lograr una pared completamente lisa. Otra de las particularidades de esta casa es que las instalaciones -luz, agua y conducciones o incluso puertas y espacios para espejos, entre otros- se han metido al mismo tiempo que se hacía el muro de las paredes.

Así, como se aprecia en una de las imágenes de la galería, una estructura de madera ocupa el espacio donde estará el estante del jabón en la ducha, y en otra imagen se pueden ver las salidas del agua caliente y el agua fría junto a los hierros del forjado, poco antes de verter el hormigón armado que darán lugar al muro, también el hueco para el paso del aire acondicionado. “Si te olvidas de alguna instalación” -afirma- “hay que picar todo el muro para meterla”, pero eso asegura que hay que prestar mucha atención en esos momentos, “sino el cliente pierde dinero”.

 

 

500 metros cúbicos de hormigón

Por ahora la vivienda que a día de hoy empieza a construir la que será la planta principal, lleva consumidos 500 metros cúbicos de hormigón, sobre una previsión que ha hecho el estudio de 800. El vertido del hormigón es otro de los quebraderos de cabeza para el arquitecto, ya que la calle no ofrece muchas facilidades “el camión debe entrar marcha atrás, y se bloquea la vía”, además remarca “hay que verterlo mediante la pluma -una de las dos grandes dimensiones que se puede ver desde cualquier punto de Xàbia- en este rincón del municipio. Luego están las molestias a los vecinos por la presencia del camión y pide disculpas ya que como la calle es estrecha «tiene que entrar marcha atrás y emite un pitido que puede resultarles molesto».

 

casaILla05

Moragues indica que se trata de un diseño en el que se ha considerado todos los parámetros para que sea una vivienda bioclimática, el suelo es radiante y los muros de hormigón permitirán mantener el ambiente interior a una temperatura agradable, en invierno la anchura de los muros impedirán que se salga el calor. Está todo calculado y medido, de hecho el arquitecto ha realizado hasta estudios de como se moverá el aire en el interior o el efecto en la regulación de la temperatura interior en función de la posición del sol.

Las obras van apurando los plazos previstos pero Moragues no se atreve a fijar una fecha concreta de finalización de la misma, todo dependerá de si se deben paralizar durante el verano, para cumplir el bando municipal para conciliar ruidos y descanso. En 2014 hubieron de pararlas por los ruidos de los camiones y la pluma, y las denuncias de los vecinos trascendieron a la prensa. Por el momento, los operarios trabajan a marchas forzadas para acabar todos los forjados y muros de hormigón antes de parón esperado. Así parará la grúa, no habrá camiones, el ruido será mucho menor y los operarios seguirán trabajando en el interior de la obra.

 

XAD visitará la vivienda una vez esté concluida como continuación de este reportaje elaborado hoy.

Las fotos son de Carlos López.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.