El cabo de San Antonio y la marjal de Pego-Oliva posibles futuros espacios para la reinserción del águila pescadora

17 enero, 2018Por: Redacción

0

Los consistorios de Xàbia, Dénia, Pego y Oliva buscan reintroducir el águila pescadora en las áreas protegidas del parque natural del Montgó (en concreto, la zona del cabo de San Antonio entre la Cova Tallada y el faro) y en la marjal Pego-Oliva. El pasado lunes se presentó este proyecto junto a Acció Ecologista Agro, la empresa Magic Nature y que cuenta con el respaldo de los responsables de los dos espacios naturales.

El proyecto, que tiene una previsión de coste de 500.000 euros, una duración de 6 años y la intención -según los expertos- es ponerlo en marcha este mismo 2018. Aún con todo, no existe un patrocinador claro que subvencione la iniciativa y el Consell “anima” a la ciudadanía a ser la que se encargue de sufragarlo.

 

Según Miguel Ferrer, encargado de un proyecto similar en Andalucía, ha argumentado que “el águila pescadora no está en peligro de extinción, pero si persiste en las cuencas del Mediterráneo, se encuentra en serios problemas”. Por eso, destaca la importancia de desarrollar su reintroducción en la Comunitat y, en concreto, en las comarcas de la Marina Alta y la Safor “ya que son zonas de paso para sus migraciones del norte de Europa a África”.

El águila pescadora desapareció de la costa en torno a 1982 por la acción del hombre, la caza y la alteración de los ecosistemas. Tras estudiar su viabilidad, Ferrer considera que “sí se podría llevar acabo y que se podría comenzar este mismo año con la inserción de cuatro polluelos provenientes de Andalucía”.

En qué consiste

El proyecto busca la introducción de los polluelos del águila pescadora desde poco después de haber nacido. Son extraídos de su lugar de origen y trasladados a su futuro hábitat (en este caso, la marjal y el cabo de San Antonio). Previamente, las zonas deben haber sido acondicionadas para ellos con la creación de espacios donde puedan habitar y que faciliten su seguimiento continuo. Con el tiempo, se procedería a la construcción de unos “nidos” en altura que servirían para el desarrollo de cada ejemplar y al cual regresarían al volver de sus migraciones.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.