Cuatro de los cinco concejales del PP, en una imagen de archivo.

El reglamento del alcantarillado de Xàbia según el PP «descarga en el ciudadano la responsabilidad que tiene en esto Ayuntamiento»

11 junio, 2020Por: Carlos López

0
Tiempo de lectura: 3 minutos

El PP ha presentado un amplio documento de alegaciones al reglamento del Servicio Municipal del Alcantarillado que ha sido expuesto al público tras su aprobación inicial por parte del pleno del Ayuntamiento. Este reglamento pretende regular el servicio y fijar el conjunto de ordenanzas y reglas que regirán este servicio en el término municipal de Xàbia.

En las alegaciones del PP, a las que ha tenido acceso esta redacción en exclusiva, su portavoz Rosa Cardona presenta un documento con 17 páginas en las que profundiza sobre lo que a su juicio se debe cambiar de un reglamento en el que según sus propias palabras descarga “en el ciudadano la responsabilidad que tiene -y ha tenido- el Ayuntamiento en este asunto”.

El documento analiza todos los artículos, con disonancias entre la numeración de los mismos y numerosas faltas de ortografía, se refiere a un decreto derogado en 2015 en uno de sus puntos, “fruto de un reglamento de corta y pega”, que “se olvida” entre otros “de recoger una solución de los vertidos industriales”, con lo que queda en el aire que se hará con los vertidos de aguas negras de las industrias que algún día se instalen en el futuro polígono.

A través de unas cuestiones previas los populares apuntan que a la hora de elaborar un reglamento como este “se debe identificar claramente cual es el problema a resolver y los objetivos que persigue”. Así como, “determinar y comparar los costes respectivos” a través de una memoria económica; las ventajas y desventajas “de las soluciones propuestas” y que debe dar “certidumbre y seguridad jurídica” algo que a juicio del PP no hace ya que crea todo lo contrario “incertidumbre”.

Asimismo se pregunta por los motivos por los que “después de tantos años sin invertir esta administración -el Ayuntamiento- ni un solo euro en la red de alcantarillado, ahora surge la necesidad de crear el reglamento, o conocer cuantos “funcionarios municipales tienen atribuidas las competencias en materia de saneamiento”.

Y otra pregunta, es “cuanto se lleva recaudado por el canon de saneamiento en Xàbia” o cuantas viviendas lo pagan aun sin tener una conexión a la red.



“No has más alternativas: o depósito estanco o no hay licencia”


En otra parte de las alegaciones los populares profundizan en algo que puede convertirse en un auténtico problema, siempre a su parecer, y es que va a pasar “cuando se pida licencia de una mera reforma o ampliación de una casa existente se le va a exigir como condición para obtenerla la conexión al alcantarillado”.

El reglamento fija en su artículo 12 “la obligación de conexión a las redes municipales de saneamiento” siempre y cuando la vivienda esté a una distancia igual o inferior a 100 metros a la conducción. Una conexión que será -recoge ese artículo- “asumida por el titular del inmueble sin perjuicio de poder conveniarse la actuación entre otros titulares de inmuebles afectados”.

Mientras para las viviendas que están a más de 100 metros, la única opción que recoge el reglamento es la instalación de un depósito estanco y según el PP ante esto “solo hay una opción que es costosa, farragosa y carísima, y no hay ni más alternativas ni más opciones: o depósito estanco o no hay licencia”.


En este punto el PP es donde ve uno de los graves problemas que plantea el documento y así lo recoge en sus alegaciones. Ya que para obtener la licencia el propietario aparte de pagar las tasas, el proyecto, y además hay que obtener el permiso del “servicio competente en materia de saneamiento”. Con lo que los populares alegan que si la Confederación Hidrográfica del Júcar debe autorizar todas estas obras “se van a eternizar”. Y al final “hay que presentar un vídeo (del pluvial) y un certificado”.

Además destacan que el reglamento “desarrolla el proceso de toma de muestras y métodos analíticos” que se utilizarán para controlar los depósitos estancos y las redes de saneamiento privadas pero, según el PP, “omite señalar para qué sirve la toma de muestras y qué supondrá el resultado obtenido. Si el resultado obtenido solo sirve para evaluar su toxicidad y ahí se queda, o si el resultado obtenido del análisis tiene alguna otra finalidad, ya que dichos hechos no trascienden al Título VI del reglamento municipal, referido al régimen sancionador, no se contempla infracción alguna en el supuesto de obtener un resultado negativo del análisis de la muestra tomada”.

Junto a las alegaciones del PP es de prever que se hayan presentados algunas más de colectivos vecinales o entidades. Además también las administraciones supramunicipales (Generalitat, Confederación Hidrográfica del Júcar) debían informar sobre el documento.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.