La Generalitat deberá rascarse el bolsillo para rescatar la Sanidad: Un mínimo de 60 millones

31 marzo, 2016Por: Carlos López

0
Tiempo de lectura: 2 minutos
El president de la Generalitat, Ximo Puig anunció ayer que quiere negociar el rescate de la concesión sanitaria de la comarca a la empresa Marina Salud, cuyo principal accionista es la aseguradora DKV. Tras su anuncio, las cinco concesiones se apresuraron a lamentar las formas del President y le recordaron, como recoge Las Provincias, que a día de ayer le adeudan nada más y nada menos que 150 millones (30 serían para la de Dénia).
El contrato con Marina Salud vence en 2023 y en el caso de rescatar la Sanidad comarcal, la Generalitat deberá destinar unos 60 millones de euros, que es la parte que falta de amortizar de la inversión inicial que hizo la empresa en el nuevo hospital comarcal. De hecho la empresa recoge en sus cuentas un derecho de cobro por parte de la Conselleria de Sanitat que se sitúa en 81 millones de euros.
Además, a lo que debería desembolsar la Generalitat habría que incorporar el lucro cesante.. que es el dinero que dejará de ganar la concesionaria al cancelar el contrato que tiene de concesión… Un dato muy díficil de extraer por cuanto se debería sacar en función de numerosas variables: población, años que quedan de la concesión…
Este desembolso parece dificil en un contexto, en el que la caja de la Generalitat está tiesa y  depende del oxígeno que insuflan los diferentes FLA’s que aprueba el gobierno Central y que posibilitan que se cumplan todos los plazos de pago a los proveedores, pero que al tiempo hacen incrementar el contador de la deuda, ya situada por encima de los 40.000 millones de euros.
Comprar la sociedad o rescatar
El president avanzó como podría producirse el rescate, y planteó que la Generalitat adquiriera las acciones del grupo DKV en Marina Salud con tal de que la titular de la concesión fuera una entidad cien por cien pública. Pero, según recoge el digital ValenciaPlaza, el otro de los socios de la concesionaria de Dénia, Ribera Salud, tiene derecho de tanteo. Esto es, en el caso de una oferta de la Generalitat para la adquisición de la parte de DKV, Ribera Salud podría igualar la oferta y quedarse todo como está ahora, pero sin la aseguradora al mando.
Una compra que según ese digital estaría muy avanzada, y por tanto, Ribera Salud (formada por el Banco Sabadell y el grupo americano Centene) sería la accionista única de Marina Salud.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.