La Xarxa de Dones de la Marina Alta reclama a las administraciones que mantengan las políticas de igualdad

12 febrero, 2013Por: Guiomar

0
Tiempo de lectura: 2 minutos

La jornada por la igualdad «Los derechos de la mujer en los tiempos de la crisis», organizada este fin de semana por la Xarxa de Dones de la Marina Alta y la concejalía de Igualdad del Ayuntamiento de Xàbia ha resultado todo un éxito de asistencia, interés y participación. 

Las ponencias presentadas durante la mañana de sábado, por la antropóloga y doctora en sociología Teresa Yeves, quien estuvo en sustitución de Emilia Caballero, y la catedrática en análisis de la economía María Luisa Moltó, analizaron, informaron, concienciar y trataron de hacer reflexionar sobre los motivos de la crisis económica, los efectos negativos en el estado de bienestar, las repercusiones sobre el proceso de igualdad de género, los significativos pasos atrás en la integración de la mujer al mundo laboral y el retroceso que esto supone para la sociedad del siglo XXI, las medidas contra la igualdad acentúan más la crisis económica.

Ambas ponentes expusieron claramente la necesidad de mayor regulación y reparto de la riqueza, mayor transparencia y democracia, y el imprescindible incremento del número de mujeres en los lugares de gobierno y espacios donde se toman decisiones, siempre bajo una perspectiva igualitaria y social.

Como conclusión se remarcó la necesidad de defender las políticas de igualdad y la necesidad de que las diferentes administraciones públicas mantengan y prioricen las ayudas y presupuestos destinados al desarrollo de esta ley. La jornada contó con representación de asociaciones de mujeres de toda la comarca, como el grupo Mujeres Cabal de Pego, la asociación Matria en defensa de la mujer maltratada, y la asociación de Mujeres de Orba.

También dentro de la jornada destacar la gran interpretación de  la clown Virginia Imaz, quien de forma profunda, amable y satírica representó varias situaciones cotidianas de la mujer y con su ironía y humor provocó una continua cascada de risas al público que llenaba la sala. Más de una hora y media de actuación, que sirvió como una lúdica reflexión para afrontar los problemas que plantean las circunstancias actuales con mayor ánimo y empujón.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.