Las dos concejalas Nieves García y Maria Dolores Catalá, junto al gobierno de Benitatxell tras la moción de censura

Miquel García se compromete a aplicar una bajada en el IBI en Benitatxell

11 octubre, 2018Por: Carlos López

0
Tiempo de lectura: 5 minutos
Es el nuevo alcalde, tras prosperar la moción de censura a Femenia

El Poble Nou de Benitatxell cuenta desde este mediodía con un nuevo equipo de gobierno formado por Compromís, Gente de Benitachell Independientes de la Marina Alta y el concejal del PP, Toni Colomer. El alcalde es el nacionalista Miquel García, que ya ha anunciado su primera medida, rebajar el IBI a los vecinos de la localidad, que en los últimos años han visto como el recibo del impuesto subía de forma desmesurada tras la aplicación de una revisión de los valores catastrales.

Finalmente la moción de censura que presentaron los tres partidos el 18 de enero pudo debatirse, eso sí, 8 meses y medio después y con una convocatoria por orden judicial: el juez de Dénia obligó al secretario a convocar el pleno celebrado esta mañana.

Una sesión que ha congregado a un gran número de vecinos en la sala de plenos del ayuntamiento de Benitatxell y en el que desde el primer momento se ha mascado la fuerte polarización de la política en Poble Nou. Tras algo más de una hora de debate y una votación nominal, Miquel García ha sido proclamado alcalde con el apoyo de sus dos compañeros de partido, los dos concejales de Gente de Benitachell- Independientes de la Marina y el edil del PP, Toni Colomer.

En su discurso de investidura tras prometer el cargo, el nuevo alcalde ha subrayado que se abre en Benitatxell un nuevo tiempo en el municipio “cerramos una ventana oscura y vieja para abrir una puerta gigante y preciosa que mira al futuro” y ha apostado porque la “legalidad y la democracia sean las características normales y diarias” de la vida política de Benitatxell. García añadió “tenemos la obligación de demostrar que la política es el lugar desde el que se pueden aportar muchas cosas extraordinarias a la colectividad”.

Asimismo ha reconocido que estas últimas semanas “han sido muy duras” para el conjunto del colectivo de Compromís en Benitatxell pero remarcó “juntos podemos con todo”. En esta línea ha apostado por “escuchar ideas y debatir entre todos los partidos para conjuntamente transformar nuestro municipio”. Por último ha anunciado que la primera medida que pretenden poner en marcha es la rebaja del IBI que presentó la coalición y que según sus propias palabras “el anterior alcalde guardó en su cajón del olvido”.

García que a esa hora no sabía oficialmente que Compromís los expulsaba del partido, ha explicado a este respecto que los tres ediles y el colectivo local han tenido que poner “muchas cosas encima de la mesa” y finalmente la decisión ha sido «ir adelante con la moción porque lo que les mueve “es nuestro municipio”. En este sentido ha indicado que a los tres concejales así como al conjunto de Compromis en Benitatxell “solo nos preocupa y ocupa este pueblo, no estamos aquí para hacer carrera política estamos en política porque vivimos y nos hemos criado en Benitatxell”.

Femenía: «¿Cuál es el pegamento de vuestro pacto? el rencor»

Poco antes, el anterior alcalde ha defendido su postura ante lo que calificó como “un golpe de estado”, Femenía, que según su entorno aún guardaba esperanzas de que no saliera adelante la censura, ha remarcado que la lucha contra la corrupción “es cosa de todos” y ha asegurado que Compromís “no puede ponerse una pinza en la nariz y dejar sin más que sus tres concejales en el pueblo asalte el poder pactando con una procesada que lo está por estafa a este Ayuntamiento”.

Asimismo el exalcalde ha apuntado que “ni a mi ni a este equipo de gobierno nos hacéis mal, sino que ensuciáis el nombre de este ayuntamiento para recuperar la política más rancia, sospechosa e interesada del blanco y negro”. Y se ha preguntado en voz alta cuál es el pegamento del pacto entre la oposición para desbancarle “solo lo sabéis vosotros, pero pienso que es el rencor, detrás de esta maniobra hay intereses poderosos e inconfesables”.

Tras lanzar estos mensajes a la línea de flotación del acuerdo el censurado ha desglosado la acción de su gobierno destacando la buena salud financiera del ayuntamiento y “para muestra un botón” aseguró. El primer día que llegó a la alcaldía -ha recordado- “cambié la cerradura de la piscina.. en 2011 ingresaba 39.000 euros, en 2017 fueron 115.000”; la reducción del coste del servicio de ambulancia alternativa que está en marcha en el municipio “en 2011 eran 160.000 euros y en 2017 80.00, yo que soy de los Maristas, creo que es la mitad”, ha remachado.

También se ha referido a otros proyectos y acuerdos que han salido adelante con el acuerdo de toda la corporación como la revisión del Plan General Estructural, la adquisición de la parcela de la plaza Nova para edificar ahí el auditorio o la municipalización del servicio de recogida de la basura.

Femenía, finalmente, se ha lamentado que “todos los días oigo a Ximo Puig y Mónica Oltra de Compromis hablar de la hipoteca reputacional y ahora resulta que Compromís permite esta moción de censura envuelta en corrupción”. Además ha asegurado que “luchar contra ella es cosa de todos” por ello afirmó “Compromís no puede ponerse una pinza en la nariz y dejar que sus concejales asalten el poder pactando con una procesada por estafa a este Ayuntamiento”.

Toni Colomer: “Comienzan ocho meses frenéticos que pueden acabar con nuestra carrera”

Por su parte, Colomer, uno de los dos concejales que ha apoyado la moción de censura y que durante la primera parte de la legislatura formó parte del gobierno de Femenía, ha indicado que el gobierno del anterior alcalde “había perdido toda la legitimidad”, pero ha querido hablar del futuro y ha asegurado que es un “reto sacar al pueblo de la paralisis en la que estaba”. Por este motivo le ha pedido al nuevo alcalde “dedicación exclusiva al pueblo” y ha destacado que tanto García como el propio Colomer han hecho “un gran sacrificio al dejar de lado las siglas para dedicarnos en cuerpo y alma a Benitatxell”. “Comienza -ha continuado- ocho meses frenéticos” en los que tienen que “dejarse la piel” porque según ha reconocido “coger una alcaldía con tan poco tiempo es una apuesta arriesgada que puede acabar con la carrera política de los dos” algo que según ha añadido no le importaría.

Nieves García: “Siete años y medio de verdades a medias, despotismo y totalitarismo”

Mientas, la portavoz de Gente de Benitachell-Independientes de la Marina Alta, Nieves García, ha destacado antes de la votación de la censura que durante los últimos siete años y medio la política local ha girado en torno a “verdades a medias, despotismo y totalitarismo desde el poder”, un periodo en el que según ha indicado -en alusión al apoyo que su partido ha dado a Femenia en algunas cuestiones como los presupuestos- se ha producido un fenómeno “hoy no te necesito porque estas investigada –en un caso de presunta corrupción- y mañana si porque es necesario para que nuestro municipio pueda salir adelante con el presupuesto”.

Eso -ha añadido- “mientras cada 9 de diciembre se presenta al pleno un manifiesto anticorrupción que es un traje a medida, pero solo para una concejala” (ella) pero que del que nunca “se ha aprobado su extensión a otros cargos públicos o funcionarios” a los que según ha asegurado Femenía “protegía con exceso de celo”.

La edil, que está pendiente de que el juez de la Audiencia Provincial le llame a declarar por el caso de presunta estafa a la caja municipal por unos endosos de facturas, ha asegurado que pese a las “artimañas y mala prensa” del anterior alcalde, tiene el “honor, privilegio y orgullo” de ser concejala de Benitatxell.

García, Pascual y Roldán Expulsados

Poco después de ser proclamado nuevo alcalde, Compromís ha emitido un comunicado en el que ha anunciado la expulsión de sus tres concejales en Benitatxell.

Según han apuntado “Compromís no ha podido evitar la moción de censura por estar condicionada por una orden judicial. La dirección ya comunicó a sus concejales que la moción presentada no estaba avalada por la ejecutiva y los cargos que la votaran serían incluidos en un expediente disciplinario que acabaría con su expulsión”.

No obstante, continúa el comunicado, “la coalición mantiene su confianza en el trabajo hecho por la agrupación local en Benitatxel. Además ha querido recordar que la situación que se vive en la localidad es produto de la putrefacción a la que el PP ha sometido al ayuntamiento en los últimos años”.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.