Imagen 01: Casa de Augusto Cruañes Signes en 1900 en donde veraneó Sorolla y su familia en 1900 y 1905 (Museo Sorolla inv. 84269)

Sorolla en Jávea. Recuerdos de mi familia, por Godofredo Cruañes

15 octubre, 2019Por: Redacción

1
Tiempo de lectura: 4 minutos

Leído el excelente artículo de David Gutiérrez y sin pretender en absoluto corregir ni rectificar, solo quiero aportar algún detalle o, más bien, la versión familiar sobre la venida a Jávea de Sorolla.

Joaquín Sorolla veraneo en la casa de Augusto (Gaspar Augusto) Cruañes Signes, que era tío abuelo mío y al que no conocí, está en Les Mesquides y muy próxima a la que fue de Julio Cruañes del que era primo hermano. Augusto casó con Mónica Bover Dotres (31/12/1886) y de este matrimonio nació Jaime Cruañes Bover, el que fuera alcalde de Jávea de mayo de 1940 a mayo de 1950. Al poco tiempo de nacer Jaime, en 1892, falleció su madre Mónica. La casa de Les Mesquides la construyó Augusto, principalmente, por motivo de su casamiento, él tenía la casa de la calle Mayor, heredada de su padre y que le correspondió por ser primogénito del matrimonio Jaime Cruañes – Rosa Signes. Al morir Mónica, Augusto, ya no quiso ocuparla más, la cerró, y sólo en ocasiones la alquilaba a personas muy conocidas o muy próximas familiarmente.

La Caseta” como así llamaban, gozaba de un espléndido paisaje, el mejor clima de Jávea, mucho espacio alrededor y todas las casas del entorno eran de la familia (Julio, Enriqueta, Pepe, etc., todos Cruañes); además era amplia, muy bien construida, de excelentes maderas y con una espaciosa naya desde la que se dominaba toda la bahía. Jaime Cruañes Bover, visitaba a la familia Sorolla y jugaba con los hijos de éste, pues era de la misma edad que Joaquín Sorolla García. De él conozco, de Jaime, lo que a continuación escribiré. Contaba, entre otras cosas, que para entretener a los niños, les ponía una muestra sobre una mesa (que yo he conocido) que había allí, en la naya, y les hacía dibujarla.

Imagen 02: Joaquín Sorolla. Yo soy el pan de la vida (1897. Colección privada)

Pues bien, lo que se decía en la familia sobre la venida de Sorolla a Jávea y que yo, de niño y adolescente escuché muchas veces, es lo que trataré de exponer con brevedad, al menos lo que recuerdo:

A Joaquín Sorolla le había hecho un encargo un señor de una república sudamericana: un lienzo que debía llamarse “Cristo sobre la aguas”. Sorolla fue a Denia pensando en este tema y se alojaba en una posada del lugar; salía a pintar acompañado de un muchacho que le llevaba el caballete y demás útiles; uno de los días subieron a La Plana y al asomarse a la parte de Jávea (supongo yo que por los molinos) quedó prendado al ver el intenso azul del mar que desde allí se divisa y sin más le dijo al acompañante, “chico, volvamos a Denia, que he encontrado lo que buscaba, el Mar de Tiberiadesestá en Jávea”. Para representar a Cristo tomó a un marinero de Jávea como modelo y éste se ponía de pie sobre una roca a flor de agua”.

Cuando llegó a Jávea se alojó, efectivamente, en la casa que se indica en la foto y, posiblemente, al conocer a Julio Cruañes fuese éste quien le aconsejara hacerlo en la casa de su primo Augusto, donde ya repitió en lo sucesivo hasta que se produjo el conocido incidente. Creo recordar que donde estaba esta casa (la de la foto), se construyó don Marino la que actualmente existe, pues la anterior la heredó éste de una hermana. Si no estoy en lo cierto me gustaría ser corregido.

Imagen 03: Imagen actual de la casa de Augusto Cruañes Signes en Les Mesquides

La casa de les Mesquides, actualmente ocupada por los descendientes directos de Augusto “goza de muy buena salud”, su fisonomía exterior casi no ha cambiado e interiormente, aunque con algunas reformas para adaptarla a los tiempos actuales, tampoco difiere mucho. Todo lo que yo he expuesto podría ampliarlo y matizarlo con más autoridad su nieto Gaspar Augusto.

Y a cuenta de lo dicho, me gustaría añadir que Eugenio Sivera Mata (el tío Eugenio) fue modelo de Sorolla , de lo cual él presumía mucho; y que el niño que figura en el lienzo “Niño en las rocas” es Eugenio y que se pintó en unas rocas que había en el puerto más o menos debajo de la casa de don Marino.

Imagen 04: Joaquín Sorolla. Niño sobre una roca, Jávea (1905. Museo Sorolla, inv. 722) y fotografía del Tío Eugenio (Fondo Godofredo Cruañes)

Lo que he contado, lo comenté con Consuelo Luca de Tena y me dijo que todo cuadraba, incluido lo del tío Eugenio. Un día, hace de esto muchos años, con mi prima Mónica, estuvimos en el Museo Sorolla (yo había estado antes con este fin) y coincidimos en que el niño era el tío Eugenio por el parecido que con éste tenía, no solo con él si no también con sus hijos. Una de las nietas de Sorolla, creo que Blanca, fue invitada por Mónica a visitar la casa, lo que ya no recuerdo es si lo hizo, supongo que sí.

Godofredo Cruañes

Un comentario en “Sorolla en Jávea. Recuerdos de mi familia, por Godofredo Cruañes

  1. Pues a ver si los javienses sois capaces de organizar una casa – museo Sorolla en el casco-historico ,seria el gran motivo desestacionalizador del turismo para Javea. De momento los politicos que nos gobiernan son incapaces de hacerlo.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.