Un DBC##1docusoapDBC##1 para la siesta

30 noviembre, -0001Por: Redacción

0
Tiempo de lectura: 2 minutos

Hace unos días el PSPV hizo un balance del mes de agosto y el verano en general en Xàbia, y en términos fílmicos afirmaba que sería una película de clase B. Lo cierto es que Bruce Willis mediante, la película del verano no sólo no es de clase B, sino que un cortometraje, o más bien un DBC##1docusoapDBC##1, o telenovela para quedarnos dormidos durante la siesta.

El mes empezó con la decisión del concejal de Proyectos de Ciudad de iniciar unas obras en la carretera de la Guardia, sin ni siquiera plantearse los inconvenientes que podía causar con el desvío de todo el tráfico por la calle del Tomillo. Pasadas tres semanas, la calle del Tomillo se ha convertido en un vial por el que en todo el mes no ha pasado ni una sola máquina de limpieza. La suciedad acumulada no se tapa ni siquiera con los aromas que desprende esa planta aromática.

Lo más triste de todo es que el alcalde de este pueblo tenga la valentía de decir que tiene informes policiales de que allí no se ha producido ningún tipo de accidente y/o problemilla. Unos informes que no sé cómo se habrán elaborado, si -tal y como reconocen los vecinos- no ha pasado por allí ni un sólo agente de policía a ordenar el tráfico. Pero está claro, al Sur del Gorgos los vecinos o residentes sólo le interesan al alcalde cuando se abre el plazo de cobro del IBI, que curiosidades de la vida, está ahora en vigor. ¿Qué pensará un vecino de la calle del Tomillo ahora que llega el recibo de 1.000 euros? ¡Y que se le ocurra no pagarlo! Hagan el cálculo: pongamos que en el Tossalet hay 1.000 viviendas a 1.000 euros cada una = 1 millón de euros.

Por otra parte hoy acaba el plazo para poder revisar el Documento Consultivo, y a partir de mañana tendremos que pedir cita previa -como para ir al médico- para que los ciudadanos puedan prepararse el encuentro de la Agenda 21 del próximo 13 de septiembre. Todo el proceso de apertura del armario del PGOU ha sido una grandísima chapuza por parte del Bloc, que no ha sabido gestionar bien para sus intereses el alumbramiento. Los cambios sorpresivos, hasta para la propia concejala de Urbanismo -muy visible últimamente en todos los actos del alcalde-, las dudas generadas y las sorpresas que aún nos aguardan, van a provocar que todo el proceso se retrase más aun.

Y la iglesia. ¡Ay, la iglesia!. Disputas legales al margen, con las que el que les escribe no está muy de acuerdo -por la evidente falta de pruebas-, los esfuerzos del equipo de gobierno deberían centrarse en conseguir que la DG de Patrimonio inicie, de una vez por todas, la reforma de la misma. La excusa puesta por la Conselleia, que si Cajamadrid no tiene dinero, no se sostiene ni con pegamento de DBC##1El magoDBC##1. El problema seguramente lo tiene la propia Conselleria y la Fundación de la Luz de las Imágenes, que es quien tiene la encomienda de estos proyectos. Claro, es que si esta entidad pública se gasta el dinero en pagar campeonatos mundiales de caballitos pues…, no le quedan fondos para su objeto público. En otros tiempos corrían ríos de tinta por las promesas incumplidas de anteriores directores generales de Patrimonio, pero en estos tiempos no corren ni ríos de tinta ni de nada, porque la sangre de este equipo de gobierno es horchata, y así no hay forma de que hierva y hagan política, que para eso cobran lo que cobran.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.