Ximo Puig insiste en que la sanidad comarcal será rescatada

14 septiembre, 2017Por: Carlos López

0
Tiempo de lectura: 2 minutos

El jefe del Consell, Ximo Puig, insistió ayer en el transcurso del Debate sobre el Estado de la Comunitat que la sanidad comarcal será rescatada. Un anuncio que no ha pillado a nadie por sorpresa debido al secretismo con el que Consell está tratando este asunto.

Con una consellera de Sanidad que no ha vuelto a la Marina Alta desde que vino y se reunió con la Plataforma en Defensa de la Sanitat Pública al poco de acceder al cargo, es el jefe del Consell quien asume en primera persona la defensa del rescate de la concesión a Marina Salud. Un rescate que ayer se coló entre las 21 promesas del president en ese debate.

En su intervención Puig afirmó que «van a iniciar los trámites para el rescate de la concesión», aunque no concretó nada más sobre el procedimiento. El president añadió que «no se trata de una decisión política sino que se debe a acabar con el descontrol, la ineficacia y el amiguismo». Asimismo, advirtió que se garantizará «la máxima seguridad jurídica y se atenderá a la demanda de la sociedad y de los ayuntamientos de distinto signo político», sin embargo a renglón seguido añadió que desde el Consell defienden la colaboración público-privada para algunas áreas de gestión (una prueba de ello es el mantenimiento del Plan de choque de listas de espera en clínicas privadas o la concesión de la Hemodialisis).

El anuncio se produce cuando en la comarca existe cierto nerviosismo ante un compromiso político del Pacte del Botànic que parece inviable a la vista de las telarañas que hay en la caja de la Generalitat. Pero Puig, insiste en trasladar el mensaje de que se hará.

Por el momento se desconoce cual será el procedimiento, y tal y como recoge en su edición de hoy el Levante-emv, en Marina Salud guardan silencio ante este nuevo anuncio.

Lo que si está claro es que el próximo 1 de enero la primera de las áreas sanitarias que fue cedida a una empresa privada -La Ribera- y que da nombre al modelo implantado «Modelo Alzira» volverá a ser totalmente pública. Ese paso ya se está dando y la Conselleria de Sanidad trabaja con la empresa concesionaria -Ribera Salud- para que el traspado sea el adecuado..

A la vista de lo que declaró el Jefe del Consell, la vía para acabar con la concesión sería la rescisión del contrato que une a la Generalitat y Marina Salud. La razón: el probable incumplimiento del pliego de condiciones, ante esto la Conselleria se supone que está haciendo auditorías de gestión -así lo anunciaron sus responsables- para definir que se ha hecho y que no y actuar en función de lo que dice el pliego y los incumpplientos del mismo. Un asunto que acabaría, con tdoa probabilidad, en los tribunales.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.